Pavimento acrílico

Pavimento acrílico

Pintura para suelos de hormigón a base de resina acrílica al disolvente, de fácil aplicación, rápido secado y resistente a los álcalis.

Descargar Ficha Técnica en PDF

Descripción

Naturaleza: Acrílica base disolvente

Acabado: Satinado

Color: Rojo tenis, Verde Frontón, Gris claro.

Densidad: 1,2 Kg/Litro +- 0,05

Sólidos en peso: 65 +- 1

COV: Cat. i BD (2010) máx 500 g/L

Rendimiento: 8 – 10 m2/Litro y mano, según superficie.

Secado: Al tacto: 30 – 60 minutos según temperatura. Repintado: 6 – 8 horas

Envases: 20 y 4 Litros

Modo de empleo

Aplicación: Brocha, Rodillo o Pistola Brocha y rodillo: 0 – 10 %. Pistola: 10 – 15 %

Diluyente y limpieza utensilios: disolvente Universal 101 / disolvente Industrial

Preparación del soporte: es fundamental la correcta preparación del soporte. Soportes nuevos:

Mortero de cemento: esperar hasta el fraguado total (30 días mínimo). Limpiar el soporte de posibles eflorescencias mediante chorro abrasivo. Neutralizar las superficies alcalinas. En superficies pulidas, lijar para abrir el poro para que la pintura pueda adherirse perfectamente. Limpiar el soporte de productos extraños: grasas y aceites deben eliminarse totalmente. El granallado del suelo resuelve los problemas de suciedad, aunque también en algunos casos puede ser suficiente un tratamiento químico consistente en una solución de sosa caústica al 15-20%, seguida de neutralización con salfumán y posterior aclarado con agua abundante. El soporte debe tener la suficiente porosidad para favorecer la penetración de la pintura, con el fin de conseguir una perfecta adherencia. Masillar los defectos del soporte con un producto adecuado.

Aglomerado asfáltico: aplicar correctamente tras la eliminación de productos extraños. Controlar el intervalo de temperaturas, no aplicando nunca a temperaturas elevadas para evitar sangrados. Comprobar que no hay migración de plastificantes asfálticos.

Restauración y mantenimiento:

Eliminar totalmente las viejas pinturas en mal estado o mal adheridas. Las superficies brillantes deben matizarse, para asegurarse una buena adherencia. En los soportes pintados, debe comprobarse la solidez y anclaje de la pintura, averiguar la naturaleza para evitar posibles incompatibilidades y eliminar el polvo y la suciedad antes de ser repintados. Masillar con un producto adecuado los defectos del soporte.

Consejos de aplicación:

– Agitar el producto hasta su perfecta homogeneización.

– Aplicar 3 capas de pintura, diluyendo la 1a un 20-30% (en función de la porosidad y estado del soporte) y la 2a y 3a capa sin diluir, sobre superficies de cemento bien fraguado, firme, compacto, seco y exento de polvo, grasa, etc. según normas de modo de empleo, y hasta la cubrición total del soporte.

– No aplicar sobre suelos de cemento bruñidos que no han sido construidos para ser pintados.

– Para restauración y mantenimiento, una vez preparada la superficie según apartado anterior, aplicar la pintura diluida un 5-10% en disolvente.

– No aplicar a temperaturas inferiores a 5oC ni superior a 35oC, ni en superficies expuestas a una fuerte insolación. Tampoco se puede aplicar en tiempo lluvioso, o si hay previsión de lluvias en los próximos días.

– No transitar hasta transcurridos 2 – 3 días.

– Es muy importante que, en caso de aplicar sobre antiguas pinturas, éstas se encuentren perfectamente ancladas al soporte y revisar la adherencia sobre las mismas.

– También es fundamental que el poro del soporte esté suficientemente abierto para que el anclaje sea perfecto.

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “Pavimento acrílico”

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para «permitir cookies» y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar» estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar